Viernes 21 de Septiembre de 2018

Programa
En Vivo

CONOCE 6 MITOS SOBRE LA INDEPENDENCIA DE MÉXICO

La historia está llena de mitos, eso lo sabemos. Sin embargo, en ocasiones estos llegan a instalarse como versión oficial e incluso a ser retomados por la educación impartida en las escuelas.

Afortunadamente existen siempre historiadores inquietos dispuestos a hacer justicia, lo más posible, a la verdad de los hechos y gracias a su trabajo accedemos a distintas versiones del pasado.

Sabemos que la independencia de México ocurrió gracias a una insurgencia por parte de la población, comandada en su mayoría por criollos, sin embargo detalles históricos en torno a este día, y la celebración posterior de esta fecha en la consecución de los años, llevan consigo algunas contradicciones o curiosidades.

Presentamos 6 mitos en torno al día del inicio de la lucha por la independencia de México celebrada la noche del 15 de septiembre:

La fecha está cambiada ¿Quién lo hizo?

La celebración del grito es la noche del 15 de septiembre. Sin embargo, el cura Miguel Hidalgo y Costilla dio el llamado “grito de Dolores” en la madrugada del 16 septiembre. Se dice que esta fecha fue cambiada por Porfirio Díaz para equipararla con el día de su cumpleaños, sin embargo, se tiene evidencia de que desde 1840 ya se celebraba el 15 de septiembre.

Restos en el monumento a la Independencia

Sabemos que en esta columna, en el Ángel de la Independencia, yacen los restos de los insurgentes. Sin embargo, según estudios del INAH , ahí enterrados están también los restos de niños y venados; no solo los siervos de la nación, también de ciervos reales.

Sobre lo que gritó Miguel Hidalgo

Existe una contradicción en algunas versiones que aseguran que entre las frases que gritó el cura, estuvieron algunas como !Viva Fernando VII!, justo el rey de España que había sido destituido porNapoleón. Algunos apuntan a que Hidalgo estaba harto de mal gobierno como lo estaba manejando el virrey, sin embargo esperaba que con la resurrección, y la vuelta al trono de Fernando VII, este evitara los abusos por parte de los gachupines, los españoles en México.

Fray Diego de Bringas, en un sermón predicado en Guanajuato el 7 de diciembre de 1810, señala que el llamado del cura de Dolores fue:

¡Americanos oprimidos! Llegó ya el suspirado día de salir del cautiverio y romper las duras cadenas con que nos hacían gemir los gachupines. La España se ha perdido. Los gachupines por aquel odio con que nos aborrecen han determinado degollar inhumanamente a los criollos, entregar este floridísimo reino a los franceses e introducir en él las herejías.

La patria nos llama a su defensa. Los derechos inviolables de Fernando VII nos piden de justicia que le conservemos estos preciosos dominios. Y la religión santa que profesamos nos pide a gritos que sacrifiquemos la vida antes que ver manchada su pureza.

Hemos averiguado estas verdades, hemos hallado e interceptado la correspondencia de los gachupines con Bonaparte. ¡Guerra eterna, pues, contra los gachupines! Y para pública manifestación que defendemos una causa santa y justa, escogemos por nuestra patrona a Ma­ría Santísima de Guadalupe. ¡Viva la Amé­rica! ¡Viva Fernando VII! ¡Viva la religión y mueran los gachupines!.

 

Sobre los gritos alternativos

Quizá en la historia reciente a los gritos alternativos se les asocie a Andrés Manuel López Obrador, pero los primeros nacieron en 1968. Luego de la opresión a los estudiantes por parte de Gustavo Díaz Ordaz, el líder de izquierda Heberto Castillo dio el primer grito alternativo en  Ciudad Universitaria con la presencia de estudiantes.

 

¿La independencia pudo haberse ganado mucho antes?

Al inicio de la rebelión se dio una batalla muy importante en la que, contra todo pronóstico, ganaron los insurgentes. Esta se dio en el Monte de las Cruces, muy cerca de la Ciudad de MéxicoIgnacio Allende habría querido ingresar a la ciudad para continuar con la lucha en la zona una vez que el ánimo estaba alto. Miguel Hidalgo, sin embargo, decidió que las tropas se trasladaran al Bajío, hecho que causó distancia irreparable entre ambos. Se cree, que quizá, si la batalla hubiese continuado en la Ciudad de México, los resultados victoriosos de la lucha podrían haber sido más rápidos.

 

El grito de independencia ¿fue para México?

Como en ese tiempo no existía México como tal, sobre todo José María Morelos y Pavón hablaba de los americanos, quizá un término democratizado por primera vez en relación a la liberación de América en general; los insurgentes se referían sobre todo el sur de Estados Unidos, Centroamérica, y gran parte de Sudamérica.

Artículo extraído de masdemx.com